¡Plantas y aromas que cuidan tu piel!

¿Sabías que las plantas nos proporcionan muchos beneficios? Hoy hablaremos de la aromaterapia, acompáñanos en esta aventura floral.

 

La aromaterapia es una técnica de plena actualidad aun cuando se conoce y usa desde la antigüedad. En esencia, se trata de mejorar la salud física y mental mediante la inhalación o la aplicación directa sobre la piel de aceites vegetales concentrados, es decir, aceites esenciales.

 

El proceso es el siguiente: al entrar en contacto con los lípidos de la superficie cutánea, estos aceites se disuelven en ellos y de este modo pueden penetrar en la piel y llegar así a los capilares. El torrente sanguíneo los distribuye por todo el cuerpo y da lugar a una mejora de las defensas inmunológicas, en la salud y en vitalidad de los tejidos y células cutáneas. Si su aplicación sobre la piel se ve acompañada de un suave masaje, su efectividad se verá notablemente aumentada y los beneficios serán aún mayores.

 

Veamos ahora cuáles son los aceites más utilizados y sus propiedades:

-Argán: es muy hidratante, estimula la oxigenación celular, regenera la piel dañada y combate los radicales libres. Tras su aplicación, la piel recobra su luminosidad y vitalidad.

-Violeta: ejerce una acción lipolítica y antiedematosa y, además, potencia la acción de otras flores.

-Orquídea: retrasa el proceso de envejecimiento cutáneo y favorece la renovación celular.

-Romero: está especialmente indicado para tratar la piel grasa. También tonifica, estimula y revitaliza los tejidos y combate la flacidez y la hiperpigmentación.

-Rosa: es refrescante, antiinflamatoria, depurativa y antiarrugas.

 

Ahora ya tienes otra opción para consentirte este fin de semana, dale a tu piel el cuidado que se meresce.